dimarts, 5 de juliol de 2016

Turquía encarcela otra periodista kurda

Şerife Oruç, de la agencia de noticias Dicle (DIHA) fue detenida en Êlih (Batman en turco) ayer. Dos personas que acompañaban a la periodista fueron asímismo detenidas: Emrullah Oruç y Muzaffer Tunç. Los tres han sido encarcelados de forma sumaria "por pertenencia a grupo ilegal" sin más detalles. Oruç ha denunciado que fue obligada a desnudarse por parte de los policías turcos. Detener periodistas es grave, desnudarlos sin motivo y encarcelarlos sin pruebas es repugnante. Como repugnante es el horrible silencio de la inmensa mayoría de sus "colegas" occidentales. El lema "Si nos tocan a uno nos tocan a todos", en el caso del periodismo, lleva la coletilla "excepto si es kurda".

0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada